Menu

LOS OJOS TAMBIÉN NECESITAN HIDRATACIÓN

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Aunque se ha hablado de las enfermedades visuales que puede ocasionar la luz azul-violeta a largo plazo, poco se sabe de una molestia inmediata que genera, el ojo seco. Según el Grupo Essilor, cada vez es más común que los especialistas de salud visual, reciban consulta por enrojecimiento, rasquiña, ardor y escozor, síntomas de esta alteración ocular que afecta a un 30% de la población.

Según Nubia Bejarano, Gerente de Desarrollo de Negocios y Optómetra del Grupo Essilor: “El ojo seco se presenta cuando no se genera la cantidad suficiente de lágrimas o las que se provocan son de mala calidad. Cuando existe esta alteración, el ojo esta indefenso ante erosiones e infecciones”. Algunos de los síntomas más frecuentes de ojo seco son: enrojecimiento, irritación, rasquiña, sensación de arena en los ojos, y visión borrosa que puede llegar a ocasionar dolores de cabeza.

De acuerdo con los especialistas del Vision Impact Institute de Essilor, además de la luz azul-violeta, generada por los dispositivos electrónicos, las luces LED e incluso el sol; hay otros factores que pueden producir o agudizar el ojo seco: el envejecimiento, la artritis, el embarazo, los anticonceptivos, la menopausia, vivir en un clima muy seco o con altos niveles de contaminación y el uso de lentes de contacto por largos períodos.

¿Qué cuidados podría recomendar el especialista de la visión a sus pacientes?

Para proteger los ojos de la luz azul nociva y así evitar afecciones como el ojo seco o a largo plazo, la degeneración macular, el Vision Impact Institute de Essilor recomienda:

• Aconsejar al paciente forzar el parpadeo, ya que este se reduce de 18 a 3 por minuto, cuando se está mirando una pantalla.

• Sugerir a las personas tener la pantalla baja para evitar abrir demasiado los ojos, aumentando el riesgo de evaporación de las lágrimas.

• Advertir que se debe evitar los ambientes en los que no se ventila demasiado y hay calefacción o aire acondicionado de forma constante.

• Proponer mantener los ojos cerrados durante 20-30 segundos cuando el paciente los sienta pesados o tenga ardor.

• Si el paciente con frecuencia percibe sensación de resequedad ocular, se debe revisar la posibilidad de medicar lágrimas artificiales.

• Recomendar proteger los ojos con lentes que filtran los rayos perjudiciales de luz azul-violeta. Por ejemplo los lentes Eyezen, los lentes Crizal Prevencia y los lentes Transitions, cuentan con tecnologías que bloquean la luz azul nociva y, de esta manera, reducen el índice de muerte celular en la retina en un 25%.

• Aconsejar el uso de gafas de sol de calidad y con formas envolventes porque reducen el riesgo de padecer ojo seco.

• Sugerir la inclusión de frutas y verduras en la dieta, sobre todo aquellas que son ricas en luteína (kiwi, uvas rojas, calabacín), para ayudar a la mácula a absorber la luz azul.

• Recomendar ajustar las pantallas del móvil, el ordenador, etc. a un brillo y contraste medio, que permita ver imágenes y palabras sin forzar la vista.

 Para más información visite www.essilor.com

Imagen tomada de: http://centrodeojosquilmes.com.ar/wp-content/uploads/2014/09/Ojo-seco.jpg

 

Modificado por última vez enMartes, 27 Junio 2017 19:36
volver arriba

Secciones

Publicaciones

Links de interés

Síganos en